Croquetas de bacalao

¿Te gustaría aprender a hacer unas croquetas de bacalao y gambas para toda la familia? Con esta receta que hoy te hemos preparado, te van quedar buenísimas. ¡No te pierdas ni un solo paso!

Si esta tapa made in Spain es de tus favoritas y alguien de tu familia o tu entorno más cercano es celiaco, no tienes de qué preocuparte porque las croquetas sin gluten preparadas a base de pollo son aptas para todos. Asimismo, si quieres cuidar tu línea sin renunciar al mejor sabor, ¡también tenemos solución! ¡Las croquetas de pollo al horno están igual de buenas que las originales!

Dicho esto, apunta todo lo que necesitas para hacer unas ricas croquetas de bacalao y gambas siguiendo las instrucciones y, ¡pongámonos manos a la masa!

Ingredientes

  • 250 gr. de bacalao desalado
  • 250 gr. de gambas
  • 2 dientes de ajo
  • 1 cebolla
  • 2/3 taza de harina
  • 3/8 taza de mantequilla
  • 1 taza de pan rallado
  • 3 huevos
  • 4 tazas de leche
  • Una pizca de nuez moscada
  • 1 cucharadita de aceite de oliva
  • Pimienta negra molida
  • Aceite vegetal para freír
  • Sal

 Preparación de croquetas de bacalao y gambas

  1. Antes de comenzar, si no compraste el bacalao desalado, debes dejarlo en remojo durante dos días, tapado y dentro de la nevera, es importante que le cambies el agua dos veces al día. Transcurrido el tiempo, saca el pescado, ponlo en un colador, quítale la piel y las espinas y córtalo a trozos.
  2. A continuación, pela las gambas, lávalas y córtalas en trocitos. Haz lo mismo con la cebolla y los ajos después de pelarlos.
  3. Pon la mantequilla y el aceite de oliva en una sartén y cuando se calienten sofríe a fuego bajo la cebolla y los ajos removiendo frecuentemente.
  4. Incorpora a los diez minutos el bacalao, las gambas y salpimienta. Da un par de vueltas más, echa la harina y remuévela para que no queden grumos.
  5. Una vez se disuelva la harina vierte la leche previamente calentada, salpimienta de nuevo, agrega la nuez moscada y cocina sin dejar de mover.
  6. Cuando veas que la masa se empieza despegar de las paredes de la sartén puedes apagar el fuego. Colócala en una fuente, tápala y llévala al frigorífico durante unas tres horas para que coja más consistencia. Transcurrido este tiempo podemos hacer las croquetas.
  7. Para hacerlas empieza extendiendo el pan en un plato y bate los huevos con una pizca de sal. Saca la masa del frigorífico, arma las croquetas con las manos, pásalas por el huevo y finalmente por el pan rallado.
  8. Para acabar, fríe tus croquetas de bacalao y gambas en abundante aceite vegetal caliente y cuando se doren, sácalas y colócalas sobre papel absorbente para escurrir el exceso de aceite. ¡Buen provecho!

¿Te ha gustado esta receta de Croquetas de bacalao?

Deja un comentario